Publicidad

 
    El Hierro  -  Año: 17  - Número: 5843

Director: Sergio Gutiérrez

15 DE JUNIO 2021  -  Actualizado a las 07:25 h.

Tribuna libre
 
Carta del Director
CABILDO
AYUNTAMIENTOS
Carta del Director
ECONOMIA
AYUNTAMIENTOS
DEPORTES
Nacional
Tribuna libre
POLITICA
Transhierro
SOCIEDAD
SUCESOS
EDITORIAL
Por Luis Pérez Aguado 1 comentario

Una vez arruinada la vida marina en los propios océanos, lo más apropiado es que los países ricos de la Tierra se dirijan a otros caladeros, que no son suyos, para seguir esquilmando y explotando al límite los ecosistemas, como ya lo hicieran desde los mares del Norte al Golfo de Vizcaya, en el Cantábrico y el Mediterráneo, donde se ha destruido el hábitat de la mayoría de las especies.

Hace décadas que las poderosas flotas pesqueras pusieron las miradas en el cuerno de África, concretamente en Somalia, un país con una posición geoestratégica envidiable en la ruta del transporte marítimo, con más de veinte mil barcos de carga que al año atraviesan el Golfo de Adén.

Los somalíes carecen de medios para proteger sus costas. Tampoco tienen autoridad y gobierno que les guíe. La lucha entre clanes ha empobrecido gradualmente una nación que se ha marchitado y dejado de existir. Hoy en Somalia impera la anarquía y la libre circulación de armas.

Esta situación caótica, de desgobierno es aprovechada por multitud de barcos de pesca procedentes de diferentes países, entre ellos de la Unión Europea, que faenan sin licencia alguna y, con el fin de maximizar los beneficios, con artes de pesca que están prohibidas en otras regiones del planeta.

Más de ochocientos barcos faenan en la zona y se estima que los beneficios de esta pesca ilegal ascienden a 450 millones de dólares. La flota atunera, compuesta principalmente por España, con el sesenta por ciento de las capturas y Francia, con el cuarenta, cogen unas quinientas mil toneladas de atún al año, contribuyendo, de esta forma, a empobrecer a una de las regiones más miserables del mundo, haciendo que desaparezcan las proteínas para la población de la zona y acabando con la forma de vida y el sustento de los pescadores locales.

Desde 1990, los somalíes vienen protestando por esta situación ante la ONU y otros organismos internacionales. Pero sus quejas nunca han sido atendidas. Tampoco los informes de los propios supervisores de las Naciones Unidas ha impedido el continuo saqueo.

Egoístas y ambiciosos, los poderosos van destruyendo la capacidad de regeneración de las especies marinas. No importa que la cadena alimenticia se rompa y las especies se extingan.

Para mayores males, desde 1991, otros barcos, todavía más siniestros, se dedican a arrojar impunemente barriles con contenidos tóxicos al mar cerca de las costas de Somalia. Con el terrible tsunami que, en 2004, asoló el sudeste asiático, surgieron cientos de ellos.

El contenido terminó aflorando a las playas y los nativos empezaron a sufrir hemorragias intestinales, infecciones de la piel, problemas en las vías respiratorias y, de forma repentina, murieron más de trescientas personas. Posteriormente nacieron niños con deformaciones y con diversas enfermedades.

El representante especial de la ONU, Ahmedou Ould Abdallah, asegura que en la actualidad se siguen vertiendo desechos tóxicos y radiactivos de uranio, metales pesados como cadmio y mercurio, basura industrial y químicas y, añade, que los responsables son sociedades europeas y asiáticas. Tampoco ahora hay detención alguna, juicio o condena por este criminal proceder.

En este contexto de desgobierno y extrema pobreza; debilitados por el hambre, la pertinaz sequía, la miseria y de absoluta indefensión algunos pescadores reaccionan de forma desesperada. Se unen en pequeños grupos armados y, en lanchas rápidas, tratan de disuadir a los barcos que esquilman sus riquezas y arrojan residuos a sus aguas. La población local los apoya totalmente y los llaman “Guardacostas voluntarios de Somalia”.

Están convencidos que los bandidos no son ellos sino los que pescan ilegalmente en sus aguas territoriales, arrojan basura y los matan de hambre”. Pero no son tomados en serio. Las flotas extranjeras siguen faenando impunemente y continúan los vertidos. La Organización de Naciones Unidas permanece callada.

En un país en manos de clanes y facciones rivales, no debe extrañarnos que los pescadores, a los que pronto se unen excombatientes, terminen convirtiéndose en grupos fuertemente armados. Descubrieron un lucrativo negocio en la captura de barcos y exigen rescates. Sus pequeños botes ya no sirven para la pesca, pero sí son útiles para la piratería.

Las grandes potencias ven ahora amenazado su lucrativo negocio y acuden a organismos internacionales. Ahora sí que la ONU, después de haber ignorado sistemáticamente las reclamaciones somalíes, escucha a los países afectados por las acciones llevadas a cabo por los miserables pescadores a los que ahora denominan piratas.

España y Francia, con importantes flotas pesqueras en la zona, encabezaron la petición de una reacción militar conjunta. Así surgió la Operación Atlanta, cuyo coste estimado para el gobierno español asciende a seis millones de euros mensuales y la seguridad privada de los atuneros vascos y gallegos, que es de medio millón de euros mensuales, de los que la mitad se hace cargo el gobierno español.

Este es el cinismo de una sociedad que sólo piensa en su propio bienestar mientras condena sin remedio a un frágil país que agoniza y muere de hambre.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

+++ Si quiera publicar aquí, envíenos sus cartas a:

tribunalibre@diarioelhierro.com

Es condición inexcusable para la publicación, firmar la carta y adjuntarnos una fotocopia de su DNI y una foto tamaño carné en formato digital, así como facilitarnos un teléfono de contacto. La Dirección se reserva el derecho de publicar una carta sin foto si así lo estima oportuno. * El envío de opiniones supone la aceptación de las siguientes condiciones de uso: No se permite el envío de opiniones de contenido sexista, racista, o que impliquen cualquier otro tipo de discriminación. Tampoco se admitirán mensajes difamatorios, ofensivos, que afecten a la vida privada de otras personas, que supongan amenazas, o cuyos contenidos impliquen la violación de cualquier ley española. Esto incluye los mensajes con contenidos protegidos por derechos de autor, a no ser que la persona que envía el mensaje sea la propietaria de dichos derechos o cuente con autorización para el uso de dichos contenidos. Tampoco se permitirá el uso de este servicio por parte de empresas para promocionar sus productos o servicios. Queda a discreción de la Dirección de DIARIOELHIERRO.ES/COM determinar cuando un mensaje incumple estas condiciones, y decidir por tanto su no publicación. Así, la Dirección se reserva el derecho de NO publicar o de recortar su carta si así lo cree oportuno, así como de recortar aquellas cartas que crea oportunas. La responsabilidad del contenido de los mensajes es exclusivamente de la persona que lo envía.

Ni DIARIOELHIERRO.ES/COM, ni la Empresa propietaria, ni el equipo de redacción, son responsables del contenido de los mensajes ni tienen por qué compartir necesariamente las opiniones o afirmaciones expresadas en ellos. De la misma manera, no podemos garantizar de ninguna manera la exactitud o verosimilitud de las opiniones aquí publicadas. DIARIOELHIERRO.ES/COM respeta la libertad de expresión de los colaboradores, articulistas y lectores que publican en esta sección, pero no comparte necesariamente sus opiniones ni se hace responsable de las mismas.

Las direcciones de los autores no serán publicadas, y sus datos personales tan sólo serán usados para suministrar este servicio. Estos datos no serán cedidos a terceros, ni serán usados para otros fines. Los usuarios podrán ejercer sus derechos de consulta, cancelación o modificación de sus datos mediante correo electrónico enviado a administracion@diarioelhierro.com. El uso de este servicio implica la aceptación de estas condiciones.

15/2/2012 (12:10 horas)
  MAS NOTICIAS DE Tribuna libre   -   PAGINAS:  1  2  3  4  5  6  7  8  9  10  11  12  13  14  15  16  17  18  19  20  21  22  23  24  25  26  27  28  29  30  31  32  33  34  35  36  37  38  39  40  41  42  43  44  45  46  47  48  49  50  51  52  53  54  55  56  57  58  59  60  61  62  63  64  65  66  67  68  69  70  71  72  73  74  75  76  77  78  79  80  81  82  83  84  85  86  87  88  89  90  91  92  93  94  95  96  97  98  99  100  101  102  103  104  105  106  107  108  109  110  111  112  113  114  115  116  117  118  119  120  121  122  123  124  125  126  127  128  129  130  131  132  133  134  135  136  137  138  139  140  141  142  143  144  145  146  147  148  149  150  151  152  153  154  155  156  157  158  159  160 
Pagina nueva 1
Se lasta el desarrollo de las energías renovables #
(14/2/2012 (12:55 horas))
La infalible afrodita#
(13/2/2012 (16:25 horas))
El entusiasmo de la juventud#
(13/2/2012 (16:23 horas))
Algunos de los de mi juventud que ya no están con nosotros#
Educación para la ciudadanía, marcha atrás en el tiempo e imposición de una minoría#
(8/2/2012 (12:07 horas))
MAPA Añadir esta WEB a favoritos Contacto Servicios HEMEROTECA VIDEOTECA
© Todas las imágenes, textos, etc. de este periódico digital están protegidas por leyes de derecho de autor internacionales. Su reproducción, sin autorización expresa y por escrito, queda terminantemente prohibida. Valverde, El Hierro - 2005 © C/ El Carmen, 19, APT 1º-IZQ. 38910. La Caleta-Valverde-El Hierro.

Valverde, El Hierro - 2005 © C/ El Carmen, 19, APT 1º-IZQ. 38910. La Caleta-Valverde-El Hierro. - E-mail: